Triunfa nuevamente Ricardo Anaya
Publicada el Jue, May 24, 2018

Redacción.

“Atrapado por su pasado”, es el título de una película dirigida por el gran director de cine y guionista estadunidense, Brian De Palma, y es la frase que describe de forma perfecta la manera de pensar y actuar del candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador, en el segundo debate presidencial del pasado domingo 20 de mayo, que tuvo como sede la ciudad de Tijuana, Baja California.
Y es que, el claro ganador en este segundo debate presidencial, Ricardo Anaya, de forma puntual y contundente, expuso ante los miles de televidentes la verdadera personalidad del candidato de MORENA, PT y PES, pues ante la sistemática negativa de responder a los cuestionamientos que le lanzaba, mostraba su costumbre de ser evasivo y negarse a responder de manera directa a la gente las incógnitas que ahogan sus inviables propuestas.
Además, en este segundo debate presidencial, moderado por los periodistas Yuriria Sierra y León Krauze, ante cada pregunta realizada por los comunicadores hacia López Obrador, éste se mostraba esquivo, incluso incoherente, pues centraba su estrategia en cosas tan ambiguas como que con el solo hecho de tener autoridad moral y honestidad gran parte de los problemas del país se superarán.
En lo que refiere a las intervenciones del candidato José Antonio Meade, en su afán de mostrarse ante el electorado como renovado y seguro en sus exposiciones, caminaba de izquierda a derecha de forma sistemática y de manera nerviosa, y aunque sí se presentó más articulado que en el anterior debate sigue con una pesada e inamovible loza que significa la etiqueta PRI-Peña Nieto.
El candidato independiente, Jaime Rodríguez Calderón, siguió con su línea de lanzar más ocurrencias que propuestas, como es el hecho de proponer subir los salarios al 300 por ciento, obligar a López Obrador a darse un abrazo con los otros aspirantes presidenciales o expropiar Banamex “a los gringos”.
Por su parte, la participación del candidato de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya Cortés, fue la más equilibrada, debido a que utilizó sus tiempos para realizar crítica sustentada y mostrar propuestas claras y viables.
El nuevo formato del debate dio la oportunidad de tomar un micrófono, levantarse del asiento y caminar en un espacio ubicado entre el lugar de los candidatos y el de los periodistas que fungieron como moderadores.
Los temas a tratar fueron: Primer bloque, Comercio exterior; Segundo, Seguridad fronteriza y combate al crimen transnacional y Tercero, Derechos de los migrantes, y finalmente el bloque de cierre.

El camino a la victoria en el debate
Tijuana recibió a los aspirantes con un día soleado, caluroso, fue un día despejado. Al candidato de la coalición Por México al Frente lo recibieron con mantas y gritos de apoyo, personas y familias provenientes de Rosarito, Ensenada, Mexicali, quienes con gritos de ánimo seguramente inyectaron a Ricardo Anaya esa energía con la que se desempeñó en este ejercicio democrático de intercambio y contrastes de propuestas.
A su llegada a la Universidad Autónoma de Baja California, lugar donde se desarrolló el debate, el abanderado aliancista caminó acompañado por su esposa, Carolina Martínez, y por el Presidente Nacional del PAN, Damián Zepeda Vidales.
Previo a ingresar al edificio, hizo un alto en la tarima dispuesta de manera especial para la toma de la fotografía ante los medios de comunicación presentes, en donde se tomó una foto con el Consejero Presidente del INE, Lorenzo Córdoba Vianello, y demás autoridades electorales.

Andrés Manuel, necesitas actualizarte
Fueron varios momentos durante el debate en los que Anaya Cortés expuso claramente cómo es que López Obrador se quedó atrapado en su pasado, pero hubo dos momentos en los que con argumentos claros el candidato de la coalición lo evidenció de forma contundente:
“El problema Andrés Manuel no es tu edad en lo absoluto, el problema es que tus ideas son muy viejas, has repetido durante todo el debate que la mejor política exterior es la interior. Pero no entiendes que lo que pasa fuera de México sí impacta en nuestro país, cuando ocurrió, por ejemplo, la crisis económica iniciada en Estados Unidos en 2008-2009, aquí en México se perdieron medio millón de empleos”, apuntó.
Y agregó: “Te voy a poner otro ejemplo Andrés Manuel, dices aquí en este texto que importamos más alimento del que exportamos, lo cual no es cierto. Lo que sucede es que, aunque el libro es del 2018, utilizas datos de hace cinco años; otra vez, el problema no es la edad, el problema son las ideas, necesitas actualizarte, Andrés Manuel”.
En esta entidad fronteriza, Ricardo Anaya expuso el momento tan difícil e indignante que atraviesa nuestro país en su relación con Estados Unidos con la presidencia de Donald Tump.
Criticó que en el actual gobierno no se tomaron la molestia ni siquiera de leer los libros de Trump, en los cuales se muestra claramente su filosofía: provocar al oponente, si es débil lo aplasto, si es fuerte negocio.
“Cuando mi oponente es débil lo aplasto y se ha dedicado a tratar de aplastarnos. El actual gobierno no observó una ley de vida básica, ¿quieres que el de enfrente te respete?, empieza por respetarte tú mismo. Yo voy a ser un Presidente que sí actúe con dignidad y yo sí voy a defender el interés nacional”, remató.
Ya en la parte final del debate, Ricardo Anaya aseguró a todos los ciudadanos del país que seguían el debate mediante las distintas plataformas, televisión abierta y de paga, así como en las redes sociales, entre otras, que en nuestro país aún hay esperanza para vivir mejor.
Lo anterior sustentado en que México es mucho más grande que sus problemas: “México es el grito de Hidalgo, la bravura de Morelos; México es la perseverancia de Juárez, la fe democrática de Madero”, subrayó.
Además, aseguró que “hoy lo que México necesita es paz, porque no tiene paz quien no puede salir a la calle con tranquilidad, no tiene paz quien no sabe qué va a comer al día siguiente. No tiene paz quien tiene que migrar porque su país no le da oportunidades.
“La paz es mucho más que la ausencia de conflicto, la paz es justicia, la paz es felicidad. Vamos a recuperar la paz, hagámoslo juntos, hagámoslo todos, ten confianza, somos muchos, sí se puede y lo vamos a lograr”. De esta forma finalizó su intervención en el debate.
Para cerrar un día de triunfo, el candidato de la coalición PAN, PRD y MC asistió a un mitin de apoyo realizado en el Comité Directivo Municipal del PAN en Tijuana, en donde lo esperaban más de 5 mil simpatizantes provenientes de Tijuana, Ensenada, Rosarito, Mexicali y Tecate, quienes al unísono exclamaban: “¡Presidente, Presidente…!”, “¡Sí se puede, sí se puede…!” y “¡Anaya, Anaya…!”.
El político panista correspondió con unas breves, pero emotivas palabras: “Sabemos por qué estamos dando esta lucha, es por nuestros hijos, por darle a México un gobierno honesto y de resultados, por acabar con la pobreza extrema”.
Finalmente, en un ambiente festivo, de unidad y alegría, representados por miles de banderas de Acción Nacional, del PRD y MC, el aspirante presidencial pidió el voto para que en nuestro país no haya impunidad y sí Estado de Derecho, para que todas las familias del país vivan seguras y en paz.

Comentarios

comentarios