Sigue la asfixia del pluralismo
Publicada el Jue, Jul 23, 2020

Por Maricarmen Rizo.

La Coordinación de Comunicación Social de Presidencia de la República, a cargo de Jesús Ramírez Cuevas, una vez más hizo oídos sordos a los reclamos de censura a este medio para ingresar a las mañaneras, como lo informamos en la edición pasada, ante esto el Comité Ejecutivo Nacional emitió un comunicado en el cual ofrece total respaldo a esta revista fundada por el periodista Carlos Septién García.

“Acción Nacional condena que a la revista La Nación, órgano informativo oficial del Partido, le fueran negadas las acreditaciones a sus reporteros para acudir a cubrir las conferencias del presidente Andrés Manuel López Obrador, lo que deja de manifiesto que el Jefe del Ejecutivo no da ruedas de prensa sino que presenta montajes matutinos, además de que le incomodan los contrapesos”, resaltó.

Y es que en la última respuesta exponen “no se ha comprobado la existencia de su medio o trabajo periodístico”, siendo que La Nación cuenta con 78 años de historia. Ante esta lamentable situación estamos preparando un amparo legal, del cual los mantendremos informados.

Por otro lado, la “asfixia del pluralismo” por parte del Ejecutivo llevó a que escritores, periodistas y académicos firmaran un desplegado titulado “Contra la deriva autoritaria y por la defensa de la democracia”, en el que llaman a la construcción de un bloque para quitar la mayoría a MORENA en la Cámara de Diputados en 2021.

Los firmantes acusan, entre otras cosas, que López Obrador “polariza a la sociedad en bandos artificiales, desacredita la autoridad de los órganos especializados como el INE y ataca toda forma de expresión que no se identifique con su visión política”. La respuesta del presidente fue su acostumbrada desacreditación contra quienes discrepan, dijo que estos intelectuales defienden a un régimen corrupto que se dedicó a robar.

En este periodo destaca también la censura, vía la esposa del presidente Beatriz Gutiérrez Muller, al youtuber Chumel Torres, quien había sido invitado a participar en un foro organizado por el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) para discutir sobre racismo y clasismo, a lo que en Twitter la esposa del presidente cuestionó esa decisión, ya que Chumel llamó a su hijo “chocoflan”, acto seguido se le canceló la participación e incluso el presidente llegó a decir en su mañanera que no sabía de la existencia del Conapred y amenazó con desaparecer este organismo autónomo.

La lista de los ataques de la mal llamada cuarta transformación contra la libertad de expresión es larga, pero a continuación te presentamos algunos a partir de nuestro conteo de la edición anterior.

29 de junio

Este día criticó las expresiones “pueblo horroroso” de Jorge Castañeda cuando se refirió a la población de Puta, Oaxaca, en un programa de Leo Zuckerman con Héctor Aguilar Camín, y a Denise Dresser quien en un tuit dijo que el Ejecutivo tiene una concepción pueblerina. López Obrador reiteró que no volverán a los millones de publicidad oficial a cambio de que lo insulten: “prefiero que me insulten y tener ese dinero para las becas de los niños y niñas con discapacidad”.

También se le cuestionó si Ciro Gómez Leyva e incluso el teacher, (Joaquín López Dóriga) rebasan la línea de la libertad de expresión, a lo que respondió que tiene que haber critica porque es consustancial a la democracia; es indebido comprar conciencias y lealtades; la subvención a los periodistas es un gasto oneroso para la hacienda pública. Algún día se hablará, añadió, de lo que se conoce como “chayote”, “embute”, de dónde viene. Según él, los medios y periodistas están enojados porque ha disminuido en un 70 por ciento la publicidad y señaló una campaña en su contra que resulta un peligro para México.

30 de junio

Cínicamente dijo que a dos años de su triunfo en las urnas ha sido un respetuoso de la libertad de expresión, pese a que “soy el presidente más atacado de los últimos 100 años”.

3 de julio

Sin pruebas acusó que algunos columnistas recibían hasta un millón de pesos mensuales y se atrevió a pedirles cooperación, porque, dijo, atacarlo es para ellos una empresa lucrativa; “de lo que les pagan, porque es prensa vendida, alquilada, que sigan atacando pero que ayuden en algo; si ya no es un millón, de los 500 mil que reciben, que aporten 50 mil para una causa justa, ya con eso mantienen su permiso, su licencia para seguirme atacando”.

7 de julio

Como un logro, este día López Obrador señaló que ha vencido el amarillismo de algunos medios de comunicación, “que querían que se convirtiera en una pandemia inmanejable, esperaban fracaso; aun así, se ha podido informar sin caer en provocaciones”, cuando la realidad y los verdaderos datos día a día exponen lo mal manejada que ha sido esta pandemia por coronavirus por parte del Gobierno federal, pero como distracción el Ejecutivo reiteró que los conservadores quisieran que continuara el régimen de corrupción, así como el supuesto enojo de columnistas que ya no reciben un millón de pesos al mes.

13 de julio

Para variar, ese lunes dijo que Reforma es un boletín del conservadurismo y El Financiero, con columnistas salinistas como Pablo Hiriart y Raymundo Rivapalacio, dice que hay más muertos en México que en Francia e Italia; “son verdades a medias, a veces mentiras completas, quieren afectar políticamente al gobierno. Es periodismo tendencioso”.

16 de julio

Mencionó el desplegado de intelectuales, recordándoles que el régimen por el que pelean, según él, fue quien se robó el dinero de la gente y participó en actos de corrupción, como prueba puso a Emilio Lozoya: “ya vamos a conocer a todos los implicados en el caso Odebrecht”. Irónicamente celebró que se quiten máscaras y se pongan del lado de los neoliberales.

Comentarios

comentarios