Mexiquenses exigen cambio de gobierno
Publicada el Vie, Mar 17, 2017

inseguridad

Por Alan D. Ávila Magos.

En términos electorales, el 2017 será una oportunidad más para demostrar que Acción Nacional es la mejor opción que tenemos los mexicanos. En este año toca renovar las gubernaturas de Coahuila, Estado de México y Colima, así como los ayuntamientos de Veracruz. En esta ocasión, me detendré a analizar el caso del Estado de México, entidad que no ha conocido la transición y donde sus indicadores nos hablan de un gobierno lejano a la gente e incapaz de resolver sus problemáticas.

La inseguridad es el principal problema que día a día enfrentan los mexiquenses. Desde que empezó el periodo presidencial de Enrique Peña Nieto hasta abril de 2016, el Estado de México es la entidad con mayor número de secuestros (mil 772 personas han sido víctimas de este delito). En lo que respecta a municipios, el más afectado en este tema es Ecatepec, seguido de Nezahualcóyotl. Por estas cifras tan alarmantes y ante el evidente desentendimiento por parte del gobierno estatal, es que la población no se siente segura en su propio estado y exige un gobierno que se ocupe de este tema.

El Estado de México se ha caracterizado también por ser una de las entidades donde hay un mayor número de feminicidios. Datos de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México señalan que 933 mujeres perdieron la vida en situaciones de violencia de 2005 a 2014. De 2012 hasta mitad de 2016, se han realizado 16 mil 165 denuncias por homicidio doloso y en 11 municipios se ha levantado la alerta de género. Además, 4 mil 281 mujeres han sido reportadas como desaparecidas, de las cuales 95 fueron encontradas asesinadas, mientras que se desconoce el paradero de mil 554.

En el terreno económico hay problemas que deben ser atendidos con urgencia. De acuerdo al CONEVAL, en 2014 el 49.6 por ciento de los mexiquenses vive en pobreza, lo que equivale a 8 millones 270 mil personas, aproximadamente. Cabe destacar que de las anteriormente mencionadas, un millón 206 mil personas viven en pobreza extrema.

Con todas estas cifras, nos podemos dar cuenta que en el Estado de México las cosas van de mal en peor. La preocupación recae en que el gobierno de Eruviel Ávila no ha logrado resolver la situación y sólo vemos agravarse el problema con el pasar de los años. La sociedad civil ha denunciado todos estos males y parece que el gobierno no escucha la situación.

Los mexiquenses exigen un cambio de gobierno y el mismo PRI vuelve a dar la razón de por qué urge la transición. Al haber designado a Alfredo del Mazo Maza, primo del presidente Enrique Peña Nieto, como candidato a la gubernatura del Estado de México, el PRI demuestra que quiere seguir gobernando con la misma gente de siempre y que no está dispuesta al cambio.

Ante una situación tan crítica, los panistas tenemos que hacer la diferencia y demostrar por qué somos la mejor opción. No nos olvidemos que nuestras acciones deben estar enfocadas a las personas. Pensemos en la seguridad de los ciudadanos, en las mujeres que todos los días tienen miedo de salir a la calle, en los jóvenes que quieren oportunidades laborales y no las encuentran. Luchemos por las causas de la gente y no por los intereses de unos cuantos. ¡Se puede!

 

Alan D. Ávila Magos es Secretario Nacional de Acción Juvenil. Twitter: @AlanAvilaMagos

Comentarios

comentarios