La indolencia, peor pecado de un gobierno
Publicada el Jue, Sep 21, 2017

Por Eluzaí Morales Ortega.

“Evitar el dolor evitable, así son y deben ser los gobiernos del PAN”, es la fórmula que la actual alcaldesa del municipio de Chihuahua, Maru Campos, ha implementado día a día en su administración, para combatir uno de los males que -en sus palabras- han dañado a la sociedad, no sólo del norte sino en todo el país: la impunidad y la corrupción.

Originaria del lugar donde el PAN ha dado batallas históricas por la democracia, la Presidenta Municipal recuerda que creció con los movimientos democráticos de los años 80´s. “Con los ejemplos de don Luis (H. Álvarez) y con ‘Pancho’ (Francisco Barrio), los gobiernos de Acción Nacional hoy deben generar legitimidad, credibilidad para los mexicanos; y en este caso, para los chihuahuenses”.

Involucrada en la vida política del PAN desde su juventud, Campos Galván ha trabajado desde los escaños del Congreso como diputada local y federal; asimismo, se integró como delegada de Diconsa durante la administración del ex Presidente Felipe Calderón.

Ser diferentes, reto de Acción Nacional

Al hablar sobre las políticas públicas prioritarias durante su año de mandato, la Edil aseveró que la principal responsabilidad es dejar en claro a la ciudadanía que su gobierno – y todos los que emanen del Partido en que milita- deben de ser diferentes.

“Debemos ser un gobierno distinguible para los ciudadanos. No gobernamos bajo ocurrencias, pues nuestra política pública si tiene fundamentos y realmente buscamos un cambio en el país”, declaró.

Campos Galván subrayó que la peor acción que puede cometer un gobierno es pensar: “aquí no pasa nada y me dedico a embolsarme la mayor cantidad de dinero en los bolsillos”.

Destacó que en Chihuahua se está haciendo lo que otros no lograron, “estamos comenzando a terminar con el rezago, con ese costo de no haber hecho nada durante muchos años de otros gobiernos”.

Cabe recordar que el antecesor de la edil chihuahuense, el priista Javier Garfio Pacheco, se encuentra preso en el Centro de Readaptación Social de Aquiles Serdán desde el pasado 27 de marzo de 2017 por el delito de peculado por 328 millones de pesos. También, de acuerdo con versiones periodísticas, se le señala como cercano del hoy prófugo ex gobernador César Duarte Jáquez.

La actual administración estatal, encabezada por Javier Corral, denunció desde los primeros días a Duarte por el desvío del dinero de los trabajadores del gobierno, el cual se canalizó hacia el partido (PRI), quién hoy le tiene suspendidos sus derechos políticos.

A esta demanda se sumó la del titular de la FEPADE, Santiago Nieto, quien el 13 de septiembre pasado solicitó a instancias de la PGR la solicitud de extradición en contra de uno de los miembros del llamado “Nuevo PRI” -junto a otros como Javier Duarte y Roberto Borge-, pues pesa sobre él una acusación por desviar 79 mil millones de pesos.

Economía, seguridad y Donald Trump

Los niveles de endeudamiento de la entidad se han mantenido en un nivel bajo, de acuerdo con un reporte de la calificadora Fitch Ratings, una de las más prestigiadas del mundo.

En su informe reciente detalló que “las políticas de ahorro implementadas han permitido un buen manejo de los recursos y su llegada a las arcas municipales ha permitido que se implementen correctamente a los programas sociales”, lo que, incluso, llevó a que el municipio obtuviera una calificación internacional AA+ equiparables a las que tiene las ciudades de Barcelona y Milán.

Maru Campos afirmó que estos resultados “han sido gracias al buen manejo de los recursos y al compromiso que tiene con los chihuahuenses de tener un gobierno municipal trasparente”.

La austeridad también fue clave para este logro: “armamos un plan de austeridad, recortar en las cosas superficiales que no le gustan a los chihuahuenses y que un gobierno no tiene que aprovecharse de ellas, lo que nos permitió bajar el gasto corriente y aumentar la recaudación sin elevar los impuestos”.

Dio a conocer que aumentó el 10 por ciento de la recaudación, pues más gente está acudiendo a pagar sus impuestos, lo que se les retribuirá en mejores servicios públicos.

Al hablar del tema de seguridad, puntualizó que han sido varias las ocasiones en que “se ha muerto por Chihuahua”. Recordó que el hoy fallecido ex Secretario de Gobernación, Francisco Blake Mora, le recomendó renunciar como delegada de Diconsa.

“No dejaremos que impere el desorden y el caos porque para eso existe la autoridad: es nuestro deber cuidar el bienestar, en este caso, de los chihuahuenses, si no lo podemos ejercer no podemos hacer nada”, enfatizó.

En este año, la Presidenta Municipal garantizó una inversión de 200 millones de pesos en materia de combate al delito y la delincuencia, como un respaldo a los buenos policías municipales, pues, advirtió, que no se permitirá que los malos elementos “maltraten a los ciudadanos”.

Al preguntársele su opinión sobre cómo repercutirán al municipio las nuevas políticas migratorias del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, señaló que si bien las afectaciones más severas se verán en Ciudad Juárez, el municipio de Chihuahua colaborará en medidas que permitan a los migrantes condiciones para su protección y desarrollo.

“Los gobiernos del PAN deben ser cercanos a la gente, deben cerrar la brecha de desigualdad, luchar contra la corrupción y la marginación. Somos los primeros en decirle a los panistas: estamos dando resultados”.

Comentarios

comentarios