Denuncia PAN atentado contra el federalismo
Publicada el Mar, Ago 28, 2018

Por Maricarmen Rizo.

Los denominados Delegados de Programas Integrales de Desarrollo propuestos por el presidente electo para que controlen el ejercicio de los recursos sociales en las entidades el próximo sexenio atentan contra el Federalismo y la soberanía, ya que invaden las atribuciones y competencias de los estados.

“López Obrador quiere regresar a un esquema ya superado desde el siglo XIX: el de los jefes políticos, el de los emisarios del gobierno central para controlar a los gobernadores legítimamente electos”, aseguró para La Nación el Secretario de Comunicación del CEN, Fernando Rodríguez Doval.

Y es que el perfil de los futuros “súper delegados” del próximo gobierno federal es el de operadores políticos, pues entre ellos hay varios ex candidatos a gubernaturas de MORENA que perdieron y que ahora competirán en funciones con gobernadores que sí fueron electos.

En palabras de Rodríguez Doval se trata de un retroceso que puede traer enormes complicaciones respecto a funciones y atribuciones, en donde el que va a salir perdiendo es el ciudadano.

Para el Dirigente Nacional panista, Damián Zepeda Vidales, son operadores electorales que funcionarán como “una especie de virreyes frente a gobernadores legítimamente electos por los ciudadanos. Es un descaro que no podemos permitir como sociedad”.

Por ello consideró importante defender las instituciones democráticas, pues, a su juicio, López Obrador está abusando de su alta votación para imponer un control inadecuado a nivel local.

Otro de los peligros que han señalado diversos analistas políticos es que de no de limitar las funciones de estos “súper delegados”, además de competir en funciones con el gobierno local, podrían aprovechar su posición para luego ser candidatos a diferentes puestos de elección.

De acuerdo con la propuesta de López Obrador serán 32 delegados estatales y 264 delegados regionales (en promedio ocho por entidad), quienes se encargarán de aplicar los recursos e implementar los programas federales, sustituyendo así a las delegaciones federales.

Dichos delegados estatales serán coordinados por Gabriel García Hernández, quien fuera secretario de organización de MORENA y próximo subsecretario de Sedesol, y podrán realizar acuerdos con secretarios de Estado.

El próximo Jefe del Ejecutivo dijo que estas nuevas figuras tienen el objetivo de disminuir el gasto público en burocracia, pues algunos estados tienen hasta 20 delegaciones federales, y con ello ahorrar miles de millones de pesos. Sin embargo, han sido muy criticados, por ejemplo, la Confederación Patronal de la República Mexicana y el Centro de Investigación y Docencia Económicas consideran que esto es una centralización del poder, pues todo indica que tiene el fin de politizar los recursos.

De acuerdo con diferentes liderazgos panistas, Acción Nacional estará atento al desarrollo de dicha propuesta para luchar en contra de lo que a todas luces es un atentado a la democracia.

Comentarios

comentarios